SOMOS UN CENTRO ESPECIAL DE EMPLEO

Un centro especial de empleo como Synalock ofrece servicios de externalización de personas con discapacidad. Los trabajadores realizan una labor productiva y remunerada, adecuada a sus características personales.

Para las empresas, los centros especiales de empleo son un lista muy grande de ventajas, ya que les permite evitar las sanciones que acarrea el incumplimiento de la Ley General de Discapacidad, al tiempo que encuentran soluciones para cubrir sus necesidades y además apoyan a la inclusión de personas con menos oportunidades.

¿Qué ventajas ofrece la subcontratación de servicios con un Centro Especial de Empleo como Synalock?

Cumplir con la ley

No cumplir con la Ley General de la Discapacidad (LGD) supone sanciones económicas.

Responsabilidad social corporativa

Como valor fundamental de la empresa.

Asesoramiento

Synalock le asesora en todas las dudas acerca del cumplimiento de la Ley, además de encontrar el perfil idóneo para su empresa.

Especialistas

En un centro especial de empleo cuenta con asesoramiento de especialistas, como trabajadores sociales, psicólogos o abogados.

Inclusión

Muestra un modelo de empresa inclusivo, por lo que atraerá a una clientela más amplia y sensibilizada con el colectivo.

Reducción de Costes

Se reducen los costes fijos para la empresa.

Personal especializado

La empresa contratante siempre contará con especialistas en diferentes áreas de negocio.

Control de costes

Mejora el control de los recursos disponibles (control sobre presupuestos).

Nuevas tecnologías

La actualización constante de nuevos modelos de negocio y la evolución de la tecnología.

Optimización de la productividad

Ayudamos a las empresas a incrementar su productividad y a sumar ventajas competitivas.

Dinamismo en los servicios

Flexibilidad para atender las demandas de trabajo con rapidez y eficacia.

Nos encargamos de todo

Gestionamos Capital Humano, así como adecuación de la ley para la empresa y empleados para que todo fluya.

¿Qué empresas nos contratan?

Empresas con más de 50 trabajadores con la obligatoriedad de contratar el 2% de a plantilla personal con discapacidad.

Empresas que aunque no lleguen a 50 trabajadores, quieran un coste reducido de contratación.

Empresas que quieran dar mejores oportunidades a las personas en exclusión social, como pilar de su responsabilidad social corporativa.